Un capítulo más y salimos…