Prison Break, versión hamster