La única persona que lee siempre los términos