El peligro de no quitar el hardware con seguridad