Dios muy ocupado

 
Dios muy ocupado

No le pidas a Dios que cure el cáncer y la pobreza mundial. Él está muy ocupado buscando puesto para aparcar y ayudando a tu equipo a ganar.